Archivo de abril de 2012

Resumen

La cocaína es una droga utilizada por la humanidad desde hace 15 siglos. En nuestro medio, la prevalencia de consumo, como las urgencias derivadas del mismo ha aumentado en los últimos 10 años. El 2,6% de los españoles entre 15 y 64 años ha consumido cocaína alguna vez en su vida, situándola entre las drogas ilícitas de mayor consumo tras el cannabis.

El consumo de cocaína se asocia a múltiples complicaciones, neurológicas, cardiovasculares, psiquiátricas, nefrológicas, pulmonares y gastrointestinales. A partir de 1987, se encuentran en la literatura médica las primeras aportaciones de casos de rabdomiólisis e insuficiencia renal.

La rabdomiólisis es un síndrome clínico potencialmente letal, que resulta de la necrosis de las fibras musculares con pasaje de sus componentes a la circulación, siendo poco diagnosticado en atención primaria.

Palabras clave Cocaína. Rabdomiólisis. Drogas. Creatinfosfocinasa. Riñón.

Texto completo

IntroducciónLa cocaína es una sustancia muy peligrosa que puede causar la muerte o graves complicaciones a personas aparentemente sanas, que la usan de manera ocasional. En los mercados de la droga europea se puede encontrar cocaína en forma de sal (clorhidrato de cocaína) o de base (cocaína base o crack). El clorhidrato de cocaína o cocaína en polvo se vende en forma de polvo cristalino de color blanco y la base o crack en pequeñas rocas cristalinas de color blanco o amarillento. La vía más frecuente de consumo de la cocaína en polvo es por vía nasal, aspirando el polvo por la nariz, mientras el crack es consumido por vía pulmonar, inhalado o fumado.

Actualmente, se sabe que hasta el 24%1 de los consumidores de cocaína pueden desarrollar rabdomiólisis, cursando esta de forma subclínica, por lo que es necesario que los facultativos de atención primaria y urgencias conozcan esta enfermedad, dado que un diagnóstico precoz va a permitir instaurar rápidamente un tratamiento enérgico, lo que conlleva claras implicaciones en la recuperación funcional y supervivencia de estos pacientes. La relación de la rabdomiólisis no traumática con el abuso de drogas está bien establecida, se ha descrito especialmente con la sobredosis de anfetaminas, heroína, cocaína y consumo excesivo de alcohol1, 2, 3.

Es muy probable que Europa se haya convertido después de Estados Unidos en el destino más importante para la cocaína manufacturada en América del Sur.

EUROPOL ha identificado los países sudamericanos desde donde se importan por vía marítima toneladas de cocaína en polvo hacia Europa. Los principales países exportadores son Colombia, Brasil, Ecuador, Chile y Argentina. La cocaína en polvo viaja hacia Europa por 3 rutas: la norte, la central y la africana4.

EpidemiologíaLa rabdomiólisis, definida como una creatininfosfocinasa (CPK) superior a 1.000UI/l o 5 veces superior a su valor normal, está presente en el 24%1 de los adictos a la cocaína en cualquiera de sus formas habituales de consumo: esnifada, intravenosa y fumada (crack).

Actualmente, la cocaína es la droga ilegal más consumida en España y en Europa, tras el cannabis, y constituye la primera causa de mortalidad relacionada con drogas. España es, junto a Reino Unido, el país de la Unión Europea con más alto consumo de cocaína5. En la actualidad según los últimos datos del ministerio de Sanidad y Consumo, en el consumo de cocaína entre las edades de 15 a 64 años se ha producido un descenso del 2,6%5.

FisiopatologíaEl fundamento fisiopatológico de este síndrome está determinado por el daño muscular grave debido a problemas de perfusión; dicha isquemia causa la lesión del músculo estriado y la liberación de sustancias intracelulares.

La generación de una gran cantidad de radicales libres, después de la respuesta metabólica local a la reperfusión cuando ya estaban iniciadas las lesiones musculares, aumentan el grado y extensión de la lesión. Sea cual sea la causa, varios estudios revelan que la duración de la isquemia determinará el grado de lesión de las fibras musculares. Pasadas 2h, se observan cambios funcionales irreversibles, y la necrosis aparece a las 6h, por último las lesiones son irreversibles y muy graves si se prolonga este estado por 24h.

La cocaína de la calle varía en pureza de un 12 a un 95%, siendo la media de un 36%4. Una raya de cocaína puede contener de 20 a 100mg, una pipa de 50 a 100mg y un cigarro hasta 300mg4.

En ocasiones se utiliza alcohol al mismo tiempo, para balancear sus efectos estimulantes sobre el sistema nervioso central. La combinación de alcohol y cocaína produce un metabolito activo, el cocaetileno, el cual tiene una mayor vida media que la cocaína.

Los body packers son portadores de objetos extraños intraabdominales, generalmente con envoltorios de látex, goma o celofán, que contienen cocaína, heroína, hachís, anfetaminas u otras drogas ilegales; habría que establecer la diferencia con los body stuffers que serían aquellos sujetos que son sorprendidos con una sustancia ilícita y que tratan de ocultarla a los miembros policiales ingiriéndola, siendo en este caso mucho menor la cantidad de sustancia ingerida. Ambos pueden intoxicarse si llegan a romperse los envoltorios, por absorción masiva transmucosa. La sustancia psicotrópica más frecuentemente asociada es la cocaína6. La intoxicación por cocaína representa el 0,6-3% de todos ellos, con una elevada mortalidad (56-68%)7.

Los valores en casos mortales pueden oscilar entre 0,1 y 20,9mg/l. La muerte puede ocurrir con solo 20mg de forma intravenosa, mientras que los habituados pueden ingerir por encima de 10g/día sin reacciones tóxicas8.

EtiologíaLas causas por las cuales se produce rabdomiólisis son varias y se muestran en la Tabla 1.

Tabla 1. Causas de rabdomiólisis

 

   Tóxicos    Alcohol, drogas, fármacos y toxinas
   Actividad muscular    Status epiléptico, deportes extremos, distonía
   Metabólico    Hipotiroidismo, hipofosfatemia, hipocalcemia, hiponatremia
   Daño muscular    Aplastamiento, quemaduras, congelación
   Isquémico    Compresión, hipoxemia, hipotensión
   Infecciones    Víricas y bacterianas
   Inflamatorias    Polimiositis, dermatomiositis
   Genéticas    Metabolismo lipídico de hidratos de carbono y de purinas
   Térmicas    Hipotermia e hipertermia maligna
   Posquirúrgicas    Inmovilización

El mecanismo por el que la cocaína produce rabdomiólisis permanece sin aclarar. Dos son las hipótesis más probables, no excluyentes entre sí:

  • • La primera: la rabdomiólisis por el efecto tóxico directo de la cocaína sobre los miocitos.
  • • La segunda: a que sea el resultado de la isquemia muscular secundaria a la vasoconstricción, que ocurre como consecuencia de un aumento de la actividad simpática, debido al bloqueo de la recaptación presináptica de dopamina y noradrenalina, producida por la cocaína9.

SintomatologíaEn los pacientes consumidores de cocaína, la sintomatología que presentan depende de varios factores como dosis utilizadas, vías de administración, asociación a otras sustancias y patrón de consumo (ocasional, esporádico, habitual o compulsivo). Con todo ello, la clínica se puede dividir en intoxicación leve, moderada y severa, como se recoge en la Tabla 2.

Tabla 2. Sintomatología de consumo de cocaína

 

   Intoxicación leve    HTA, hipertermia leve, cefaleas, hiporreflexia, náuseas y vómitos, midriasis, palidez, diaforesis, temblor, agitación, ansiedad, euforia, trastorno de la conducta
   Intoxicación moderada    HTA, taquicardia, taquipnea, disnea, hipertermia, sudoración profusa, trastornos metabólicos, confusión, alucinaciones táctiles, delirios paranoides, hiperactividad, calambres musculares, convulsiones
   Intoxicación severa    Hipotensión, taquicardia o bradicardia, arritmia ventriculares, apnea, edema agudo de pulmón, hipertermia maligna, estatus epiléptico y muerte

La rabdomiólisis es un cuadro inespecífico, siendo la orina oscura en ocasiones el primer signo observable en el paciente. Se caracteriza por debilidad, rigidez, dolor, hiporreflexia tendinosa y edema. En la exploración física puede haber hipersensibilidad a la palpación muscular. Hay pacientes que presentan también deshidratación, hipotensión, taquicardia, sudoración, palidez, vómitos y, en casos extremos, insuficiencia respiratoria y renal por necrosis tubular aguda.

las manifestaciones clínicas de rabdomiólisis en los pacientes consumidores de cocaína son las siguientes:

Hallazgos sistémicos de rabdomiólisis por cocaína: orina oscura, fiebre, malestar general, náuseas, vómitos, confusión, agitación, delirio, anuria y convulsiones10.

Hallazgos locales de rabdomiólisis por cocaína: dolor muscular, dolor articular, debilidad y edemas10.

La cocaína puede producir insuficiencia renal aguda por rabdomiólisis, por isquemia renal directa, por la condición de vasoespasmo y por la hipertensión arterial maligna; en este caso la insuficiencia renal cursaría de manera subaguda y podría dar origen a una insuficiencia renal crónica. La clara relación temporal entre el consumo de cocaína y la presentación clínica de los pacientes nos obliga a incluirla en el diagnóstico diferencial de todo paciente con crisis hipertensiva e insuficiencia renal, especialmente si cumple criterios de hipertensión arterial maligna11. Existe afectación renal según el consumo agudo o crónico de cocaína (Tabla 3).

Tabla 3. Afectación renal por consumo de cocaína

 

Consumo agudo
   Insuficiencia renal aguda por rabdomiólisis
   Insuficiencia renal aguda por isquemia renal
   Nefritis intersticial aguda
   Crisis hipertensiva, crisis esclerodérmica
   Glomerulonefritis extracapilar (anticuerpo antimembrana basal)
   Vasculitis (cocaína, enfermedades concomitantes)
   Glomerulonefritis (cocaína, enfermedades concomitantes)
   En embarazo: seudopreclampsia/seudoeclampsia
Consumo crónico
   Hipertensión arterial maligna (microangiopatía trombótica, insuficiencia renal)
   Arteriosclerosis/nefroangiosclerosis precoz
   Agudización de nefropatía previa

Exploraciones complementariasEn atención primaria, ante la sospecha de posible rabdomiólisis por consumo de cocaína, debemos solicitar las siguientes pruebas complementarias:

  • • Hemograma.
  • • Pruebas de coagulación: para valorar datos de coagulación intravascular diseminada.
  • • Exámenes toxicológicos.
  • • Bioquímica sanguínea: glucosa, urea, creatinina, sodio, potasio, cloro, calcio, fósforo, amilasa, proteínas totales, bilirrubina directa y total, CPK, GOT y GPT1, 12.
  • • Bioquímica urinaria.
  • • Radiografía de tórax.
  • • Electrocardiograma.
  • • Ecografía renal: se solicita en caso de insuficiencia renal con fracción de excreción de sodio mayor del 1%.

Dejamos para su solicitud hospitalaria la gasometría arterial. Esta presentará una acidosis metabólica, en relación con la liberación o producción de ácidos orgánicos durante la rabdomiólisis.

Hallazgos presentes en las pruebas complementarias:

  • • La elevación de la CPK es el marcador más sensible y menos costoso, y su aumento se correlaciona con la gravedad del cuadro. Hay predominio de la fracción MM y la fracción MB debe ser menor al 6% en ausencia de infarto agudo de miocardio.
  • • Existe una elevación de GOT y GPT, hiperpotasemia, hiperuricemia e hiperfosfatemia. La hipocalcemia en fases iniciales, es atribuido al depósito de sales de calcio en el músculo necrótico o lesionado y la hipercalcemia en las fases tardías, debido a la acción de la hormona paratiroidea.
  • • La mioglobinuria presente en todos los pacientes con rabdomiólisis.
  • • Densidad urinaria disminuida.
  • • Cilindros urinarios granulosos y pardos.

Evolución y pronósticoDerivamos al paciente al nivel hospitalario cuando la sintomatología o las alteraciones de las pruebas complementarias nos indiquen una enfermedad importante de la que sea necesario el tratamiento.

El porcentaje de casos de rabdomiólisis diagnosticada por criterios analíticos (aumento de cinco veces la concentración sanguínea de CPK) que cursan con manifestaciones clínicas es inferior al 15%13, menos de la mitad de los cuales desarrollan insuficiencia renal. Estos factores nos indican que en todo sujeto consumidor de cocaína se debe determinar la concentración de CPK plasmática. La cocaína puede producir rabdomiólisis tras su administración por cualquier vía, aunque en la mayor parte de los casos se produce tras su administración intravenosa o por fumar crack13.

Complicaciones tempranasHiperpotasemia debido a la salida masiva de potasio de las fibras musculares lesionadas, pudiendo ocasionar arritmias graves e incluso paro cardiaco. Hipocalcemia que puede agravarse por la masiva liberación de fosfatos de las células lesionadas.

Disfunción hepática en el 25% de los pacientes, debido a la inflamación por la liberación de proteasas de las fibras dañadas.

Complicaciones tardíasInsuficiencia renal aguda, con alto porcentaje de morbimortalidad.

Coagulación intravascular diseminada y síndrome compartimental.

PrevenciónLa prevención primaria desde la atención primaria está basada en evitar el consumo de drogas, la mejor base de cualquier iniciativa de prevención del uso indebido de sustancias nocivas por los jóvenes es una evaluación de la situación local y una buena planificación.

Antes de evaluar la situación, es preciso prepararse ampliando los contactos, capacitando al personal y recogiendo la información necesaria, aquí el médico de familia tiene un papel importante. De este modo, se puede iniciar la evaluación y se obtendrá una clara imagen del problema y los recursos. Partimos de la premisa de que el uso indebido de sustancias nocivas en una comunidad se debe a la interacción de muchos factores diferentes, por lo que para evitar que en una comunidad concreta surja un problema de uso indebido de sustancias nocivas, es preciso entender cuáles son los factores que hacen que las personas (jóvenes) corran peligro de usar esas sustancias de forma indebida (factores de riesgo) y cuáles los protegen (factores de protección). Con todo ello podremos actuar mejor sobre el individuo.

Actividades de prevención eficaces en atención primaria 

  • • Desarrollar las aptitudes y actitudes personales y sociales.
  • • Trabajar con las familias.
  • • Mejorar los recursos.
  • • Disponibilidad del equipo de atención primaria.
  • • Valores culturales, deportivos, sociales.
  • • Información sobre las sustancias consumidas, efectos secundarios y posibles interacciones entre ellas.

TratamientoEl tratamiento básico que debe aplicarse a todos los que presentan criterios bioquímicos de diagnóstico aunque estén asintomáticos consiste en supresión del agente causal, hidratación para reponer la volemia, alcalinización de la orina con bicarbonato sódico, control electrolítico, empleo de diuréticos como el manitol o la furosamida14 y vigilancia de la función renal13.

El tratamiento tanto general como específico busca evitar el desarrollo de nuevas complicaciones, previniendo o tratando la insuficiencia renal aguda en la fase de mioglobinuria.

Como conducta a seguir se hace hincapié en el abandono del consumo de cocaína con el apoyo psicoterapéutico adecuado.

Los pilares del tratamiento son:

  • • Canalización de vía venosa periférica para rehidratar y medir la presión venosa central: se previene la insuficiencia renal con el aporte hídrico de solución fisiológica a 2,5ml/kg/h, o Ringer lactato, modificando la perfusión para asegurar una diuresis de 200-300ml/h, si no se consigue diuresis, se puede utilizar manitol o furosemida. El manitol se administra al 20% en dosis única de 1g/kg por vía intravenosa, promoviendo la diuresis osmótica y lavado de la mioblobina en los túbulos renales. Además funciona como expansor plasmático y se ha observado que reduce la tensión de los compartimentos (síndrome compartimental), limitando la necesidad de fasciotomías y también tiene efecto quelante de radicales libres, reduciendo el daño renal.
  • • Monitorización de la presión arterial y la frecuencia cardiaca.
  • • Sondaje vesical con medición de diuresis horaria.
  • • Control horario de pH urinario, se alcaliniza la orina administrando bicarbonato sódico intravenoso, buscando mantener el pH urinario mayor a 7,5. Se ha demostrado que la alcalinización de la orina inhibe la oxidación de la mioglobina, evitando su peroxidación, y además limita la constricción del lecho vascular renal.
  • • Tratar la hiperpotasemia sin añadir calcio por el riesgo de calcificaciones ectópicas.

Hemodiálisis en caso de hiperpotasemia grave, acidosis metabólica grave o insuficiencia renal oligúrica, habitualmente se recupera la función renal en 2 a 3semanas. Esta no corrige la rabdomiólisis en sí.

Fasciotomía en caso de que se produzca síndrome compartimental.

DiscusiónEl consumo de cocaína trae complicaciones médicas que afectan la vida de los consumidores, por ello el diagnóstico etiológico precoz y la instauración del tratamiento eficaz son fundamentales para prevenir la progresión de estas.

En la actualidad los nuevos patrones de consumo implican a personas socialmente normalizadas, jóvenes y sanas, que acuden con poca frecuencia a los servicios sanitarios, pero cuando lo hacen es a través del médico de familia. Por lo que la relación médico-paciente debe fomentarse, y el médico debe tener formación adecuada sobre estos aspectos. Así la atención primaria constituye un ámbito idóneo desde el que poder abordar muchas cuestiones relacionadas con el consumo de drogas de forma eficiente: el abordaje integral basado en una visión biopsicosocial, la accesibilidad al sistema, el contacto con la unidad familiar, la posibilidad de trabajo interdisciplinario y de una atención continuada hace que el médico de familia sea un agente ideal para la prevención, seguimiento y tratamiento de muchos de los problemas asociados al consumo. Es importante mejorar la relación con otros niveles asistenciales necesarios: centros de salud mental, centros específicos para el tratamiento de drogodependencias.

Debemos conocer las complicaciones clínicas que desencadena el consumo de cocaína, la rabdomiólisis, para así pensar en este diagnóstico cuando estemos ante un paciente consumidor, con síntomas de dolor, impotencia funcional, rigidez, edemas, orina oscura, con la analítica de elevación sérica de CPK, entre otras, podemos llegar a un diagnóstico temprano y evitar una muerte causada por los trastornos metabólicos que se desencadenan.

Conflicto de interesesLos autores declaran no tener ningún conflicto de intereses.

Recibido 24 Febrero 2011 Aceptado 4 Agosto 2011

Autor para correspondencia. maralvarezcordoves@hotmail.com

Bibliografía

1.  Alconcher L, Meneguzzi MB, Rudolf G, Criado F. Rabdomiólisis asociada a consumo de alcohol y cocaína. Arch Argent Pediatr. 2008;106:454-57.

2. Cury SC, Chaig D, Connor D. Drug and toxin induced rhabdomyolisys. Ann Emerg Med. 1989; 18:1068-84.

Pubmed

¿Qué es el síndrome amotivacional?

El consumo habitual de marihuana en dosis regulares y suficientes para producir intoxicación durante un periodo mayor de seis meses, provoca en los jóvenes una sintomatología caracterizada por la pasividad, apatía, conformismo, aislacionismo, introversión, pérdida de los ideales y de las ambiciones personales, falta de emoción o interés en las cosas, indiferencia por lo que ocurre en su derredor, desgana y falta de cuidado en su arreglo personal, así como disminución de funciones cognoscitivas como la concentración, la atención, la memoria, la capacidad de cálculo, así como el juicio autocrítico y heterocrítico. A este cuadro se le conoce como el síndrome amotivacional. ¿Cómo se comporta una adolescente con síndrome amotivacional? Los adolescentes que fuman marihuana en forma habitual, después de un tiempo (entre seis meses y un año) empiezan a manifestar un comportamiento específico que la mayoría de las veces se achaca a otras causas. El primer síntoma es la transformación del carácter. Un muchacho que antes de consumir marihuana era sociable extrovertido, se convierte en un individuo aislado, solitario y ensimismado. Se aísla sobre todo de la familia, con la que deja de comunicarse. Empieza a cambiar su forma de vestir, se vuelve descuidado y desaseado. Sus atuendos frecuentemente son estrafalarios o provocadores. En el nivel escolar manifiesta problemas de indisciplina con sus maestros, compañeros y el reglamento escolar. Su rendimiento decae por la disminución de sus funciones cognoscitivas. Suspende asignaturas y no se presenta a exámenes. El absentismo escolar es un fenómeno característico del síndrome amotivacional.Como consecuencia de lo anterior, el alumno casi siempre abandona total o parcialmente sus estudios. Aquí comienza su declive académico. Todo en su vida va decayendo y que convierte en campo de cultivo para problemas como el consumo de   otras drogas.  Dando lugar a una anarquía académica, por lo que casi nunca logra terminar sus estudios. Es importante la detección oportuna En la mayoría de los casos, el comportamiento característico del consumidor crónico de cannabis se achaca a otros fenómenos como la crisis del adolescente, la rebeldía natural y la necesidad de llamar la atención con atuendos estrafalarios, pero no debemos olvidar que en España el cannabis sigue siendo la droga ilegal más consumida, y la mayor parte de sus consumidores tienen un rango de edad entre los trece y veinticinco años. A nivel familiar o escolar es muy común negar esta realidad. La familia prefiere achacar las transformaciones de su hijo a los motivos antes mencionados, y la escuela siempre afirma que en ella no existen problemas de drogadicción. No es necesario que exista un alto consumo de marihuana para que se presente un síndrome amotivacional. Cuando este síndrome es detectado oportunamente, el estudiante puede recibir ayuda para abandonar el consumo de la droga y continuar sus estudios. La necesidad de un programa de atención al estudiante es fundamental, así como la observancia del alumnado por sus profesores a fin de hacer una detección precoz de los consumos.

Recuerda siempre:
SI VES A UN ADOLESCENTE QUE SE DROGA : DENÚNCIALO.
SI CONOCES A UN VENDEDOR DE DROGAS : DENÚNCIALO.
Juan Damián Sánchez Luque.
Presidente de la asociación contra la droga “CLARA MARIA” de Priego y comarca.

Resumen: En esta ponencia se brinda un resumen de las principales conceptualizaciones que realizan las ciencias médicas sobre las adicciones como una de las principales disciplinas encargadas de su estudio  e intervención en términos de salud. En este sentido en la actualidad son numerosas las problemáticas sociales y de salud que continúan produciéndose cada vez con mayor  auge. Tal es el caso de las Adicciones que tanto afectan la calidad de vida y la salud de las personas, pero sobre todo edades tan vulnerables como lo son la infancia y la adolescencia, ya sea directa e indirectamente. Se pretende además realizar un acercamiento a esta problemática a partir de los conocimientos que aporta la Teoría de género, concepto que resulta categoría de análisis y herramienta metodológica que permite analizar la relación hombre- mujer en sus diferentes contextos de actuación y atraviesa múltiples aspectos de su existencia como la salud. Palabras Claves: adicciones, alcoholismo, salud mental,  adolescencia, riesgo, familia, género, roles de género, feminidades, masculinidades.


Para citar este artículo puede utilizar el siguiente formato: Hidalgo, M.: “Niños, adolescentes y el camino hacia las adicciones. Una lectura desde el genero “, en Contribuciones a las Ciencias Sociales, Abril 2012, www.eumed.net/rev/cccss/20/


Introducción:

En la actualidad son numerosas las problemáticas sociales y de salud que continúan produciéndose cada vez con mayor  auge. Es un imperativo de los gobiernos e instituciones desarrollar políticas y estrategias encaminadas a intervenir dichas problemáticas sobre todo cuando afectan edades tan vulnerables como lo son la infancia y la adolescencia. Es preciso además que las diferentes ciencias desde sus saberes aporten vías para el enfrentamiento de aquellas que como las Adicciones tanto afectan la calidad de vida y la salud de las personas. La medicina, la psiquiatría y la psicología han aportado definiciones para caracterizar las diferentes aristas de las Adicciones. Es nuestra intención realizar algunas reflexiones con respecto al tema. La salud es un fenómeno individual, social e institucional. La OMS ha planteado que la salud es un estado de completo bienestar físico, mental y social y que cuando este estado o condición  no se alcanza o se pierde, comienza a hablarse de enfermedad, aunque no siempre esto es tan evidente. Actualmente, ya no se considera tanto la salud como un estado, sino más bien como un proceso donde intervienen aspectos biológicos, psicológicos y sociales, donde salud y enfermedad son también componentes de este proceso. Consideramos que la salud es un fenómeno individual y social. La salud de hoy es el resultado de un proceso histórico. Los estados de salud no son solo resultado de los estilos de vida, son el fruto de una cultura (en este caso patriarcal) y de las instituciones sociales  y de salud. ( Fleitas, R. 2010) En este sentido a las Adicciones se las cataloga como  una de las peores plagas de la humanidad, según Ricardo González especialista en le tema en Cuba, es una  enfermedad de gran trascendencia médico legal para hombres y mujeres. Es necesario apuntar que el Alcohol es tomado como referencia para el análisis de las manifestaciones que ocurren en todas las adicciones, por eso se le considera droga modelo y a su vez portero por abrir el camino al consumo de otras sustancias adictivas. El alcoholismo es considerado  como un trastorno conductual crónico manifestado  por las repetidas ingestas de alcohol que determina daños biológicos, psicológicos y sociales, mediado por los fenómenos de la tolerancia y la dependencia. (Gonzáles, M. 2003) Internacionalmente otros autores  han considerado que el consumo de alcohol ha sido aceptado como un factor para la integración social y como un  componente favorecedor de la convivencia entre los seres humanos.  A esto han contribuido el fácil acceso que se  tiene a este producto y la intensa publicidad de los medios de comunicación.  No obstante, los costos relacionados al consumo de alcohol son muy altos.  El alcohol es un factor importante en la mitad de las muertes de americanos, suicidios, y accidentes graves.  Al menos 18,000 de los más de 40,000 accidentes fatales sobre las autopistas, carreteras y calles en Estados Unidos son causados por el consumo del alcohol.  El problema del alcoholismo es característico de gran parte de los países del mundo.  En un estudio reciente se indica que el alcoholismo es un mal que afecta más a los varones adultos, pero está aumentando su incidencia entre las mujeres y los jóvenes.  El consumo y los problemas derivados del alcohol están aumentando en todo occidente desde 1980, incluyendo Estados Unidos, la Unión Europea y los antiguos países del Este,    así como los países en vías de desarrollo (Ruperto, J.2001)

Desarrollo:

La problemática de las Adicciones desde las Ciencias Médicas.

Retomando las actuales clasificaciones de enfermedades vigentes en Cuba según los trabajos realizados por el Grupo Nacional de Pediatría (2010) se parte de conceptualizar a las mismas de la siguiente forma: Drogodependencia, toxicomanías, farmacodependencia, abuso de sustancias, farmacofilias, toxicodependencia es un estado psicofísico causado por la interacción de un organismo vivo con un fármaco, caracterizado por la modificación del comportamiento y otras reacciones, generalmente a causa de un impulso irreprimible por consumir una droga en forma continua o periódica, a fin de experimentar sus efectos psíquicos y, en ocasiones, para aliviar el malestar producido por la privación de éste, definido como síndrome de abstinencia, es una enfermedad que se produce debido a la perdida del control sobre una sustancia. El órgano más afectado es el cerebro (zona prefontal donde ocurren los cambios de la conducta). Es una enfermedad crónica, progresiva y mortal. Crea dependencia física, psíquica y social. (2010) Se considera además como Droga: Toda sustancia que  introducida en un    organismo vivo, pueda modificar una o varias funciones, así como modificar la conducta del sujeto provocando un impulso irreprimible a tomarla de manera continuada ó periódica a fin de obtener sus efectos y a veces de evitar el malestar de su falta. Entre las formas de consumo de drogas se han recogido la experimental: consumo fortuito. Patrón de inicio de  muchas drogas, la ocasional: consumo intermitente con fines bien determinados. Se discrimina qué droga se prefiere y dónde usarla, la habitual: consumo diario, doble propósito con su uso, alteraciones del comportamiento menor, dedica gran parte del tiempo a pensar, buscar y a administrarse la droga y compulsivo: consumo intenso, varias veces al día, trastornos del comportamiento graves, grandes peligros para la salud. Que sabemos sobre las adicciones y los adolescentes:

La Adolescencia es una etapa bien definida del ciclo vital humano entre la niñez y la adultez, y  se caracteriza por profundos cambios biológicos, psicológicos y sociales. Los y las  Adolescentes en el mundo solo tienen en común la edad, pues los cambios que  en ellos ocurren están determinados por diferentes factores: genéticos, socioculturales, económicos  y ambientales, entre otros. (Cruz S, F. 2010). Se ha observa en estudios realizados por los especialistas que han trabajado con estos trastornos, las tendencias manifestadas por los adolescentes que han desarrollado la enfermedad. Concluyen así  que han encontrado características de los adolescentes con enfermedad adictiva estructurada desde su experiencia en los pacientes ingresados en el Centro de Deshabituación del Adolescente, lo cual coincide con lo descrito en la literatura al respecto. Existe literatura que describe a los adolescentes adictos con las siguientes características:

  • Cambio de más o menos de la conducta habitual
  • Trastornos de la disciplina, atención y rendimiento escolar o laboral
  • Disminución de la eficiencia
  • Ausentismo escolar o laboral
  • Inestabilidad emocional
  • Trastorno de la personalidad
  • Rechazo a los antiguos amigos y sustitución del circulo de amistades.
  • Cambios en el lenguaje y en la forma de vestir
  • Descuido de la apariencia física
  • Exigencia extraordinaria para los gastos personales
  • Participación en robos y asaltos
  • Presencia de algún olor especial en el cuerpo ó en la ropa
  • Uso repentino de anteojos oscuros o camisas de mangos largas

Se registra además por estos especialistas una Vulnerabilidad Psicológica:

  • Es difícil percibir su mundo interno, por su actitud desafiante, oposicionista o indiferente.
  • No están acostumbrados a recibir empatía, rechazan al adulto antes de ser rechazado.
  • Sus características clínicas bordean varios diagnósticos (retardo mental, epilepsia, trastorno del ánimo, trastornos psicóticos y trastornos de personalidad, trastorno del comportamiento disocial, entre otros).
  • Tienden a sentirse amenazados y por tanto son desconfiados.
  • La sintomatología depresiva se asocia a la irritabilidad y la ira
  • La vulnerabilidad más perturbadora es el precario desarrollo de la espiritualidad y la empatía.

¿POR QUE SE VINCULA AL ADOLESCENTE CON EL CONSUMO DE DROGAS?

  • Curiosidad, necesidad de experimentar
  • Necesidad de integración a un grupo
  • Afán de disfrute de su propio cuerpo
  • Sentimiento de rebeldía
  • Labilidad afectiva
  • Búsqueda de su propia identidad y  camino
  • Sentimiento de omnipotencia

¿Qué motivos pueden llevar al adolescente al consumo?

  • Un camino fácil y rápido para sentirse bien.
  • Un modo de ganar aceptación entre pariguales.
  • Para ayudar a modificar sentimientos displacenteros.
  • Satisfacer la curiosidad sobre los efectos de las drogas.
  • Para reducir la tensión y el estrés.
  • Para aliviar la depresión.
  • Para ayudarlos a hacer frente a las presiones de la vida.
  • Expresar independencia y a veces hostilidad.
  • Adquirir un estado superior de conocimientos y creatividad.
  • Uso recreacional

FACTORES DE RIESGO PARA LAS ADICCIONES EN LA ADOLESCENCIA:

  •   RIESGO INDIVIDUAL: Desvinculación, alineación y rebeldía, antivalores, baja autoestima, maltrato, poca capacidad de aceptar las frustraciones, pobre motivación y rendimiento escolar, limitaciones físicas o motoras, patologias psiquiátricas (RM, RDP, Cuadros Depresivos, T. Disociales, etc).
  • RIESGO ESCOLAR: Desorganización del proceso docente educativo, falta de atención a las individualidades, desconocimiento y mal manejo de la etapa adolescentes.
  • RIESGO CON RELACIÒN AL GRUPO: Consumo, dependencia excesiva, tendencia disociales.
  • RIESGOS COMUNITARIOS: Disponibilidad de las sustancias adictivas, consumo, mercado ilícito, Ambiente ocioso, escasas opciones saludables para el disfrute del tiempo libre, deficiente interrelación familia-escuela-comunidad
  • RIESGO FAMILIAR: Consumismo, desatención familiar, solvencia económica sin control sobre los gastos de los hijos, incomunicación, conducta delictiva, falta de definición en el establecimiento de la autoridad por parte de los familiares, ausencia de valores positivos.

 

Estos   datos ofrecidos por estos especialistas, revelan una caracterización del fenómeno de un  trastorno ya instaurado y resultan preocupantes pues ilustran cuan doloroso y complejo puede resultar este  en los adolescentes, y resumen diferentes aristas de esta problemática social y de salud que va desde el individuo (adolescente), grupos (familiar, escolar, de coetáneos) y la comunidad. No obstante a que han realizado enormes esfuerzos por conocer cada vez más  sobre este flagelo consideramos que es preciso profundizar aún más en ello es por esto que nos interesa realizar  una mirada al problema de las adicciones y en especial al alcoholismo desde otras fuentes del saber científico.

Adicciones.  Nuestra mirada desde las ciencias sociales, a partir de los estudios de género. Como se realiza este análisis  partiendo de los postulados del Género es necesario aclarar a qué nos estamos refiriendo. Se ha planteado que la emergencia del enfoque de género en las últimas décadas no es casual y aunque hoy está  muy difundido en las Ciencias Sociales, su inicio se ubica a mediados de la década de los setenta, resultante de la influencia de los movimientos feministas, de los movimientos sociales, del debate conceptual y de las propuestas políticas (Arias, M.2007) La teoría de género parte del concepto de Patriarcado puesto en relieve por la teoría feminista. La Teoría feminista al develar el término Patriarcado alude a la hegemonía masculina en las sociedades antigua y moderna, refiriéndose además a un orden social de poder, basado en un modo de dominación cuyo paradigma es el hombre. (Fernández, L. 2006) El concepto de género como categoría de análisis es una herramienta metodológica que permite analizar la relación hombre- mujer en sus diferentes contextos de actuación y atraviesa múltiples aspectos de su existencia como la SALUD. SE ENTIENDE EL GÉNERO ENTONCES COMO UNA CONSTRUCCION SOCIOCULTURAL SOBRE LAS DIFERENCIAS BIOLÓGICAS. EN ESTE SENTIDO SE  REFIERE A LAS CARACTERISTICAS SOCIALES, CULTURALES, PSICOLÓGICAS, JURÍDICAS, ECONÓMICAS, POLÍTICAS ASIGNADAS A LAS PERSONAS SOBRE LA BASE DE ESTAS  DIFERENCIAS SEXUALES. (Vasallo, N. 2009) En este sentido realizando un análisis de género a la salud mental y en especial a las adicciones nos centramos como se refirió anteriormente al consumo de alcohol de lo cual participa prácticamente toda la sociedad teniendo en cuenta que por ser este un país tropical, esto es un factor asociado a cuestiones ajenas al tóxico, pero que puede influir en su habitual consumo. Cualquier individuo puede padecer adicciones, desafortunadamente es el sexo masculino quien más las padece. Precisamente cuando se analizan los mecanismos básicos de establecimiento de las adicciones o toxicomanías, encontramos varias vías y entre las mismas se menciona como la primera la vía  sociocultural De esta, se plantea que es aquella, producto de las costumbres, tradiciones, convenciones de las diferentes culturas y que se relaciona con la presión que ejercen los diferentes grupos humanos (micro o macro grupos). En este sentido considero que la asunción de los diferentes roles asignados por la sociedad, determina el impacto que la vivencia de esto provoca en hombres y mujeres, donde asumir y “cumplir con lo establecido”, puede influir negativamente para la salud en muchos sentidos, pero sobre todo directa o indirectamente sobre la salud mental Pretendemos entonces  y creemos que es necesario visualizar el impacto de la socialización de género en la salud metal. Observamos que numerosas alteraciones psicopatológicas en mujeres y hombres son el resultado de diferentes procesos relacionados con el género. ¿Cómo comienza el acercamiento de los niños, adolescentes y jóvenes al consumo de sustancias adictivas en específico al alcohol? Se conoce que la socialización de género impone al hombre incluso desde edades tempranas el acceso al tóxico (en nuestro medio al alcohol). En la familia, primera instancia socializadora y célula básica de la sociedad frecuentemente se induce a los menores a beber bajo frases que son el puro reflejo de la cultura patriarcal  “para que aprendas a ser macho”, en el caso de las niñas “para que ningún hombre se aproveche de ti”. Es llamativa la permisividad con que afrontan muchos adultos el hecho de que el niño o la niña  quieran  probar “aquello” a lo que tanto presta atención el adulto.  A esto se une que en la mayoría de las celebraciones a las que asistimos  generalmente no falta el tan codiciado tóxico,  es así como el niño o niña  van aprendiendo e incluso imitando  estas conductas, que son  “normales” en el mundo de los adultos.  Es incluso en ocasiones, orgullo para el padre, si es el niño varón el que desea probar la bebida, lo cual es indicador de que sin dudas será todo un “macho” cuando crezca. Estas conductas se corresponden en su mayoría con roles de género establecidos por la sociedad para ambos sexos, donde una de las mayores exigencias que se imponen es a la masculinidad. (González P, JC. 2010). En el caso de los adolescentes es mucho más complicado el fenómeno. En esta etapa  se consolida una de las formaciones psicológicas más importantes de las personas: la autovaloración,  lo cual depende de las opiniones de los adultos y los otros adolescentes. Una de las actividades más importantes y enriquecedoras de esta etapa lo constituye la relación con los coetáneos. El adolescente para no quedar mal con su grupo de iguales o para demostrar su hombría, cede a las insistencias de los demás adultos, generalmente familiares, y de sus amigos. En esta etapa de búsqueda de identidad y de auto reafirmación, probar lo nuevo o prohibido hace que el adolescente explore diferentes situaciones de la vida, como es el consumo de sustancias psicoactivas, sin la menor percepción del riesgo que corren con ello, pero que además como se mencionó antes, una de las formas de acercarse al consumo es la experimental. A lo anterior se  suma que si normalmente los adolescentes no tienen percepción del riesgo con respecto a numerosas problemáticas de salud, el consumo de sustancias en especial del alcohol, droga legal, (la más difundida en nuestro medio), puede disminuir la capacidad racional y con ello  disminuir su responsabilidad con respecto al la sexualidad lo que sin dudas los hace  vulnerables a poder contraer enfermedades de transmisión sexual peligrosas como el VIH. Consideramos importante comentar lo que sucede en el caso de los adultos pues son estos la principal fuente para el aprendizaje de estas conductas en los menores. En el caso del hombre adulto en nuestro medio, la no aceptación a la invitación para consumir el tóxico   hace que pueda ser tildado por sus iguales de “flojo o gobernado por la esposa”, (indicando esto como decíamos antes, que el hombre también sufre y en este caso la violencia desde la masculinidad de el hombre hacia el propio hombre que debe cumplir con las exigencias que desde la construcción de la identidad masculina se le impone de no decir a nada que no y que “beber” es conducta,  de hombres, sobre todo en grupos de hombres). En la problemática de las adicciones, en este caso del alcoholismo, una piedra angular resulta el fenómeno de la tolerancia, en la cual el individuo debe aumentar el consumo para sentir los mismos efectos que sentía antes con dosis inferiores. Visto de esta forma tendríamos una explicación de lo que acontece a nivel biológico en el organismo. Desde el punto de vista social en ocasiones para los demás también se asocia como sinónimo de hombría a que el hombre que bebe en grandes cantidades, es porque tiene más capacidad para el consumo y por tanto  es más “macho”, criterio que forma parte de las exigencias a la masculinidad dentro del propio grupo de los masculinos (Oliva, D. 2011) De esto se infiere el desconocimiento general que existe en la población acerca de lo engañoso que puede resultar el consumo indiscriminado de bebidas alcohólicas, donde en ocasiones se responde más que a una decisión personal al cumplimiento de expectativas sociales de género. Si triste es el camino que puede conducir a la instauración de la adicción en el hombre, peor resulta en el caso de  las mujeres, en las cuales en muchas ocasiones la enfermedad se instaura de forma silenciosa, pues aunque en la actualidad la mujer goza de mayor libertad para consumir bebidas alcohólicas de forma espontánea y pública, aún persiste la mirada de la presión social, para quien estos casos son “mal vistos” , lo que hace que muchas mujeres consuman en solitario como una salida a las presiones del hogar, conflictos de pareja o sencillamente para levantar el ánimo y mitigar el cansancio. Si terrible es el problema en el caso masculino, mucho más lo es en el de aquellas que deben cumplir con numerosos roles según lo socialmente establecido, de ahí que quienes más sufran la adicción son los que están más directamente relacionados con ella como hijos, padres, hermanos, esposo. Las evidencias empíricas demuestran que en nuestro medio cada vez se asume con más libertad el consumo de bebidas alcohólicas por los adolescentes y que prácticamente esto sucede en similares proporciones tanto en varones como en hembras. Si bien es cierto que no necesariamente estos serán en un futuro adictos, se conoce que el inicio temprano en el consumo si constituye un factor de riesgo. En general la construcción que se ha realizado de las feminidades y masculinidades ha determinado un impacto en la salud tanto de mujeres como de  hombres, y mientras no exista consciencia de ello continuaremos presos en la trampa de tradiciones, costumbres, mitos y creencias desfavorecedoras para los dos sexos en materia de salud, con su consiguiente repercusión para la salud mental (Hidalgo F, M. 2011).

A modo de conclusiones: Las instituciones de salud realizan su mayor esfuerzo en prevenir tempranamente los individuos y en especial los grupos de riesgo de padecer adicciones, en especial si se trata de un grupo tan priorizado como los menores de 18 años. Sería oportuno que las dichas instituciones y personal de salud tuvieran una formación  en género que permita visibilizar como la cultura y las tradiciones imponen un camino a seguir a los dos sexos y sobre todo a los más jóvenes que no es el más ventajoso en términos de salud. Visibilizar los riesgos permitiría  obrar tempranamente, pero además hacer perceptible el hecho a la familia de que la comunicación franca, abierta y desprejuiciada con nuestros hijos sería una vía para aminorar lo complejo que puede resultar el manejo de estas etapas. No queremos ser pesimistas, ni fatalistas, pero un gran por ciento de la población mira con naturalidad el hecho de que temprano en la vida, niños y adolescentes prueben el tóxico sin la menor consciencia de lo perjudicial de estos actos. La familia debidamente orientada podría enseñar a los más jóvenes acerca del consumo responsable cuando  su cuerpo, su madurez psicológica y la ocasión lo propicien.

Recomendaciones:

Continuar realizando investigaciones sobre todo desde el punto de vista cualitativo y con perspectiva de género  que aporten más que una caracterización, una descripción profunda del proceso de instauración de las adicciones desde edades tempranas. Correspondería a los gobiernos e instituciones sociales y de salud trazar estrategias y políticas más efectivas para educar a la población en mantener conductas más responsables hacia la salud individual y familiar.

Referencias bibliográficas:   -Arias, M. El desarrollo rural en el debate académico brasilero. Estrategias familiares y    su impacto en las relaciones de género(estudios de caso en el estado de Paraná). Tesis presentada en opción al grado académico de Master en Sociología. Ciudad de Curitiba, 2007. – Cruz S, F. Adolescencia. Consenso de pediatría. Grupo Nacional de Pediatría. Material en soporte magnético. 2010. -Consenso de pediatría. Intoxicaciones. Grupo Nacional de Pediatría. Material en soporte magnético. 2010. --Fleitas, R.  Conferencia dictada en Módulo: “Salud y Género”  Maestría en Estudios de Género III Edición. Holguín, Mayo, 2010. -Guía de estudio Psicopatología I, Licenciatura en Psicología. Universidad de la Habana, 2003. – González M, R. Clínica Psiquiátrica Básica Actual. Editorial Félix Varela. La Habana, 2003 -González P, JC. Macho, varón, masculino. Estudio de masculinidades en Cuba. Editorial de la mujer. La Habana, 2010. -Hidalgo F, M. La influencia del género en la aparición y desarrollo de algunos trastornos mentales. Simposio Milenio Abierto. Octubre 2011. ISBN 978-959- 255-088-9. -Ruperto, Juan C. Algunas determinantes del consumo de alcohol entre los menores de edad. Departamento de Economía en la Universidad de Puerto Rico: Recinto Universitario de Mayagüez 2001 (http://www.alcoholfreekids.com/impact_of_alcohol.html).
–Oliva H, D. Conferencia dictada en Módulo: “Masculinidades.” Maestría en Estudios de Género III Edición. Holguín, Febrero, 2011.

- Vasallo, N. Notas de clase en conferencias dictadas en primer módulo de Maestría en estudios de género. Holguín. Septiembre, 2009

cordoba,drogas cordoba,proego,proego de cordoba,asociacion priego,
Hablamos de:
Redes Sociales

Agradecimiento:
A todas nuestra visitas

Asociacion Drogas.Priego.Priego Cordoba.Priego de Cordoba.Drogas,cocaina,marihuana,cannabis,hachis,metanfetamina,mdma,extasis,pcp,heroina,vih,crack,cristal,lsd,prevencion drogas,informacion drogas,centros tratamiento droga,THC,ketamina,drogodependencias,sida,adiccion,adicciones,crack,tabaco,alcohol,abuso drogas,fumar tabaco,info drogas,drogas cocaina,drogas heroina,drogas metanfetamina,drogas mdma,drogas cristal,drogas ketamina,alucinogenos,drogas marihuana,droga s alcohol,droga tabaco,consumo de drogas,consumo drogas,ghb,mefredona,oxyContin rohypnol,Dextromethorphan-Xanax,,trafico de drogas,trafico de estupefacientes,noticias drogas,drogas adulteracion,efectos drogas,efectos cocaina,efectos marihuana,efectos mdma,efectos drogas de,drogas efectos,efectos de las drogas,drogas legales,dejarlas drogas,droga diseño,drogas diseño,drogas de diseño,drogas sinteticas,diseño drogas,drogas violacion
Bitacoras.com Promociona tu blog en TusNoticiasdeActualidad.com